DESCÁRGATE

CON-JUGANDO

AQUÍ

“Con-jugando” verbos es una forma diferente de trabajar, estudiar y sobre todo y lo más importante, de entender los tiempos verbales...

Consiste en unas barajas que cuentan con los nombres de los distintos tiempos verbales, tanto del indicativo como del subjuntivo (simples y compuestos) y de distintos verbos conjugados (hay verbos de distintas conjugaciones, personas y número, para trabajar todas las dimensiones del verbo).

 

Las reglas del juego pueden ir variando:

*Pueden hacer parejas tipo : TIEMPO VERBAL- VERBO CONJUGADO *Pueden emparejar por modos del verbo: TIEMPO VERBAL INDICATIVO-VERBO CONJUGADO EN INDICATIVO.

 

*Pueden hacer escaleras con los tiempos verbales simples o compuestos del mismo modo... Todo esto dependerá de los objetivos y contenidos que el docente tenga a bien trabajar Las barajas están pensadas para que puedan jugar desde un jugador hasta un máximo de 6 jugadores, y como hemos citado anteriormente las bases del juego pueden ir cambiando según las prioridades que el profesor tenga.

Una forma sencilla de empezar el juego sería la siguiente:

1.- Se reparte cuatro o cinco cartas a cada uno (a decidir por los jugadores) y las demás que sobran se quedan en la baraja.

2.- Cada alumn@ tiene un turno, y deben hacer parejas con el objetivo de ser el primero en quedarse sin cartas.

3.- La forma de emparejar será de acuerdo a los objetivos y contenidos específicos que se quieran tratar.

4.- Si un jugador/a no tiene cartas para tirar deberá robar una de la baraja, si aún así, sigue sin tener para emparejar, pasará y continuará jugando el siguiente.

5.-Si un alumn@ tira una carta equivocada y otro jugador se percata de ello, el alumn@ que ha cometido el error se “sumará” las cartas de la mesa a su mano y perderá un turno, y el alumn@ que se ha dado cuenta del error ganará dos turnos de tirada seguidos.

 

El objetivo de “CON-JUGANDO” es que los alumn@s busquen sus propias estrategias mentales para entender y aprender los tiempos verbales. Además como juegan en grupo, entre ellos comparten “trucos” y reglas mnemotécnicas para aprender los verbos fácilmente, lo cual les facilitará una forma de juego más fluida y amena. También, por el simple hecho de la repetición que viene implícita en cada partida, los jugadores terminan aprendiendo, en muchas ocasiones de forma automática, los diferentes tiempos verbales.